Cómo preparar la piel para un maquillaje perfecto

By 27 febrero, 2015 Ten Image No Comments
destacada760x350

Cómo preparar la piel para un maquillaje perfecto

El maquillaje es un as bajo la manga para todas las mujeres. Usando correctamente todos sus elementos es posible que nuestro rostro luzca perfecto.

Logramos destacar nuestras virtudes y esconder esos pequeños defectos de la piel a base de correctores, fondos, sombras o labiales. Un auténtico mundo de fantasía.

Al igual que es de suma importancia escoger productos de calidad que protejan la piel, es esencial que se realicen ciertas acciones antes de maquillarla.

El cuidado diario de la piel hará posible que luzca sana y resplandeciente. Eso sí, debes usar artículos de cosmética profesional que te proporcionen todos los beneficios que necesitas.

Si aprendes a elegir los productos adecuados, aquellos que sean específicos para tu tipo de piel y con principios activos que enriquezcan su fórmula, notarás los resultados.

En este artículo te vamos a guiar para que aprendas a preparar tu piel para ser maquillada, y te detallaremos las rutinas para el cuidado del rostro.

¡Empieza a presumir de piel sana e hidratada!

Desmaquillar la piel con los productos adecuados

Uno de los principios básicos que debes tener presente es el desmaquillado. Se trata de una acción rápida y efectiva que garantizará que el rostro conserve la piel sana.

Si no sigues una rutina para limpiar la piel, los poros se obstruirán y la dermis se deteriorará.

En esta línea, es básico que mimes tu cutis y uses productos de calidad, con principios activos que aseguren que tu piel queda limpia de impurezas, bacterias o contaminantes ambientales.

El primer paso para limpiar la piel de impurezas es usar un producto específico para esta función.

Utiliza un gel crema desmaquillante para la higiene diaria del rostro, un producto que no provoca tirantez ni lo reseca. Este tipo de cosméticos se suele aplicar por la noche, lo que resulta muy cómodo.

Es esencial que se trabajes la zona en profundidad, ya que debemos recordar que la piel ha estado toda la jornada maquillada y expuesta a elementos que la contaminan.

Una ventaja de este tipo de cosméticos es que también son aptos para su uso en el contorno de los ojos y en los labios, gracias a que, al ser gel, su suave espuma limpia en profundidad sin agredir la piel.

Sin embargo, si lo que buscas es limpiar los ojos con un producto específico para esta delicada zona, un desmaquillante de ojos tratante eliminará hasta los restos más resistentes, y todo ello sin irritar la dermis.

Para que la piel esté en perfectas condiciones también es muy recomendable usar un tónico facial.

Escoge un producto que contenga en su fórmula ingredientes como el aloe vera, que hidrata, nutre y regenera la dermis, o extracto de meliloto, que tiene como principal función estimular el sistema circulatorio. La piel quedará más calmada y descongestionada.

Un producto muy polivalente que dejará tu piel como nueva.

Únete para recibir el contenido completo

El siguiente paso: mimar a la piel

Aunque el rostro esté completamente desmaquillado, el trabajo no está del todo acabado.

Es importante que se apliquen cosméticos que proporcionen principios activos que cubran todas las necesidades y carencias de la piel.

Un producto que has de tener siempre a manos es el serum. Este tipo de productos tiene una gran concentración de ingredientes activos en sus fórmulas, por lo que son muy efectivos. Además, actúan en las capas más profundas de la dermis.

En este sentido, un serum formulado con vitamina C, de poder rejuvenecedor, te convencerá desde la primera aplicación. Se trata de un producto muy recomendable para pieles jóvenes, ya que es refrescante y potencia la vitalidad del rostro.

Para aportar luminosidad a la dermis y combatir los primeros síntomas del envejecimiento cutáneo, los extractos de frutas te irán de maravilla. Por ejemplo, el extracto de fresa contribuye a la renovación celular, o el de limón, que es astringente y descongestivo.

Si usas estos productos asiduamente, notarás que tu piel luce cuidada y radiante.

Ahora ya está preparada para ser maquillada.

Elimina los brillos y consigue una piel mate

Para acabar de preparar la piel antes de ser maquillada existen productos que la acondicionan.

Artículos que favorecen la aplicación del maquillaje, que proporcionan un acabado aterciopelado y que consiguen que el resultado sea más duradero.

Estamos hablando de un preparador facial, que apaga los brillos que aparecen normalmente en la zona T (frente, nariz y barbilla).

Están formulados específicamente para absorber la grasa, unificando el tono de la piel al instante. Como resultado, el rostro luce radiante y mate.

Decántate siempre por productos que contengan ingredientes activos como la arcilla purificada, un agente espesante de tacto muy agradable que ejerce una acción matificante.

En pocos días notarás tu piel en mejores condiciones, y con el tiempo, mucho más sana y cuidada.

Ponte manos a la obra y consigue los mejores resultados.

Queremos conocer tu opinión

comments